Especial Shabuot 5780 – Rab Netanel Moshe Duer – Bajurim Tifheret Israel

143

Mantenernos de pie

En la Torá está escrito unos de los versículos más famosos que existen en la Torá, pero lamentablemente si bien es muy conocido no siempre lo ponemos en práctica. “Y viajaron desde Refidim y llegaron al desierto de Sinai; Y acamparon allí frente al monte.”

Rashí en ese lugar dice en nombre del Midrash que “Como un solo hombre y  un  solo corazón”.

Los comentaristas dicen que la unión es uno de los métodos de preparación y condición para poder estar aptos para recibir la Torá. Es tan fuerte el valor de la unión que tiene el poder de vencer al Ietzer hará.

El Gaón Rabí Akiva Eiguer dice que, como es sabido, uno de los nombres que tiene el Ietzer hará es “Har” (Monte). Es por eso que dice el versículo que Israel en la antesala de recibir la Torá estuvieron juntos frente al monte remarcando que esa unión es la que tiene el poder de enfrentarse a él. No es casualidad que en estos días tan importantes se ponga dura nuestra relación social. Se nos metió entre los dedos y de pronto estamos todos contra todos. Justamente ahora es cuando tenemos que unirnos más que nunca para que nada ni nadie pueda dividirnos.

Todos sabemos que si tomamos un papel se puede romper con mucha facilidad, pero también sabemos que si se juntan muchos se transforma en irrompible. Dicen los que saben que esto se debe por supuesto a la acumulación de hojas o ramas, pero a su vez en el momento que están todas juntas cada una de ellas recupera mucha fuerza y ella sola tiene más poder. Así es el pueblo de Israel y de esa forma se dimensiona mucho mas nuestras fuerzas, cuando uno se defiende a otro y nos apoyamos entre todos.

 

Para entender mejor este concepto todos sabemos que el Maude para los sefaradim, y el Chunt para los ashkenasim son uno de los majares que muchas veces pudimos probar. A su vez sabemos que esto se logra en la conjunción de todos esos ingredientes en la olla. Si uno pone las papas por un lado, la carne por la otra y los condimentos separados, no nos va a salir absolutamente nada. Precisamente la unión y la combinación de todo esto puede hacer que nos podamos deleitar de uno de los majares más ricos del mundo. Del mismo modo nosotros la fuerza y el poder que tenemos es en la combinación de todos juntos.

 

Es sabido que cuando Hashem entrego la Torá comprometió a todo el pueblo a recibirla e inclusive los advirtió que si reciben la Torá estará bien, pero en  caso adverso les arrojaría el monte sobre sus cabezas, que estaba suspendido como una olla sobre ellos y allá seria su sepultura.  Sobre esto preguntan los comentaristas que la palabra “allá” no tiene lugar, debido a que parece que está en un lugar lejano y ellos estaban allí. Por lo tanto que puesto a que el pueblo estaba todo unido, estaban considerados que todos estaban en el mismo barco y quien se baje de él, allí donde escape será su sepultura.

Una vez el “Bet Aarón” estaba con sus alumnos y le pidió a uno de ellos que salga afuera y le cuente lo que veía. El alumno cuando regreso le dijo que había dos borrachos que caminaban por la calle y era tan grande el exceso de sus copas que no podían mantenerse en pie. Es por eso que uno le dijo a otro que se apoyen uno en el otro para poder caminar hasta sus casas. En ese momento el Rab les dijo que eso quería que vean, ya que de ese modo nos debemos apoyar uno sobre los otros inclusive cuando cometimos el error de tomar de más.

Netanel Moshé Duer, Sivan 5780

Para consultas comunicarse al 4611-3376, o por correo electrónico  natyduer@hotmail.com